1.2 El hombre tacaño que no fue líder

 

Teodoro Roosevelt, uno de los más grandes presidentes de Estados Unidos, dijo:

“No hay nada brillante o destacado en mi historia, excepto quizás esto: Hago las cosas que creo que tienen que hacerse… y cuando me decido a hacer algo, lo hago.”

Eso es lo que hacen los líderes: toman iniciativa. Y cuando toman iniciativa significa que la toman hasta alcanzar los resultados que desean obtener. No se dan por vencidos.

Lamentablemente, muchas personas solo desean que en algún momento de sus vidas les caiga un rayo milagroso que de repente los convierta en líderes. Estas personas no están decididas a pagar el precio del liderazgo. Y las personas que no toman las acciones necesarias para ser líderes pronto se encuentran en el camino a la desilusión, como le pasó al hombre de una historia que escuché una vez.

Cuenta esta historia que un hombre tacaño fue a una iglesia y le dijo a Dios:

“Por favor Dios mío; mira que faltan tres meses para que me case y no tengo dinero. Por favor haz que me saque la lotería para poder financiar mi boda.”

Faltando dos meses para la boda, el señor volvió a ir a la iglesia y le dijo a Dios:

“Por favor Dios mío mira que sólo me quedan dos meses para casarme. Haz por favor que me saque la lotería.”

Así pasó el tiempo hasta que quedaba un solo mes y va el hombre de vuelta a la iglesia y le dice a Dios:

“Por favor Dios mío mira ya sólo me queda un mes para casarme haz que me saque la lotería.”

En ese momento se abre el cielo y se escucha una voz que le dice:

“¡Primero compra el boleto de la lotería!”

 

Así lamentablemente viven muchas personas sus vidas. Simplemente esperan que las cosas sucedan en lugar de tomar la iniciativa de hacer algo al respecto. Todo líder entiende que tiene que pagar el precio de tomar iniciativa para alcanzar los resultados que desea obtener. Como dijo una vez Marañón: “El hombre ha de ser esclavo de la acción si quiere ser libre.”

Así que la característica número uno que diferencia a los líderes es que toman iniciativa.

<<Regresa al artículo anterior                                                                          Avanza al siguiente artículo>>

<<Regresa a la página de artículos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *